El grupo creó una efervescente realidad paralela en el estreno de ‘El senyal que esperaves’, en dos pases en una platea del Auditori del Fòrum con el 50% de capacidad

Tras el compás de espera del verano, Els Amics de les Arts se han decidido a poner toda la carne en el asador y presentar de una vez por todas el nuevo álbum, ‘El senyal que esperaves’, casi como si nada hubiera pasado: formato eléctrico, con bajista y batería, y apuesta sin rodeos por el material de estreno, que transmite una efervescencia y un apego al baile de extraño encaje en el momento actual. Da igual: el grupo barcelonés hace de su nuevo concierto una cápsula de evasión, porque no todo tienen que ser escenografías reducidas y lánguidos repertorios que insinúen dobles lecturas con fondo pandémico.

Fuente: El Periódico